Los despachos comenzaron a principios de diciembre hacia las estaciones de Cenit, filial del Grupo Ecopetrol, encargada del transporte y la logística de hidrocarburos en el país, con el fin de realizar el recambio de especificaciones de este combustible y entregar en condiciones de calidad a los clientes mayoristas y a las estaciones de servicio en las diferentes regiones de Colombia.

En la última semana de diciembre de 2020, el promedio en la calidad fue de 47 ppm de azufre en el país y en Bogotá de 56 ppm. (Ver gráficas)

En forma gradual, durante los próximos meses, se concluirán los ajustes en los sistemas de transporte y distribución para mantener en forma sostenida un promedio por debajo de 50 ppm de azufre en todo el territorio, cumpliendo anticipadamente la reglamentación de calidad que establece este nivel de azufre para enero del 2022.

“Este es un paso importante en el objetivo que nos hemos trazado de contribuir para mejorar la calidad del aire en Colombia, reducir las emisiones y entregar combustibles más limpios que ayuden a preservar el medio ambiente y construir un territorio más amigable y sostenible. Seguimos comprometidos en avanzar hacia la transición energética y hacer del grupo Ecopetrol una fuente de energía limpia para las nuevas generaciones”, señaló Felipe Bayón Pardo, Presidente de Ecopetrol.

La mejora en la calidad de la gasolina fue posible luego de las actualizaciones tecnológicas en la Refinería de Barrancabermeja realizadas en 2020 en la Unidad de Hidrotratamiento de Gasolina (Prime GTM) que incluyó la actualización de los sistemas internos del reactor y el cambio del catalizador, así como  las modificaciones en los sistemas de la torre 171 para reducir el azufre en las corrientes de nafta que entregan las unidades de craqueo catalítico.

También obedece a las sinergias con la refinería de Cartagena, que desde el inicio de sus operaciones, entrega producto por debajo de 50 ppm de azufre que se distribuye principalmente en la costa Caribe.

Ecopetrol inició en 1990 la senda de mejora en la calidad de la gasolina cuando el azufre se encontraba en 1.000 ppm. En 2010, con la construcción de la unidad de hidrotratamiento en Barrancabermeja, dicho contenido bajó a 300 ppm. Entre  2018 y 2019 se realizaron ajustes en los sistemas de transporte por poliductos y actualizaciones tecnológicas en la planta de Barrancabermeja que permitieron disminuir el azufre a 150 y 100 ppm respectivamente.

Hoy la demanda promedio en el interior del país en gasolina motor regular es de 90 mil barriles por día, y en gasolina extra de 4 mil barriles por día.