Las nuevas medidas de confinamiento para frenar el avance de la segunda ola de coronavirus le significarían al país la pérdida de 146.000 empleos y un costo económico de entre 8,3 y 12,5 billones de pesos, equivalentes al 0,8% y 1,2% del PIB. Así lo advirtió el más reciente estudio de Fedesarrollo sobre el impacto de las cuarentenas en Colombia, al señalar que, producto de la reducción en la operación de la actividad económica, los sectores más afectados serían comercio, industria y actividades inmobiliarias.

Por su parte, el mercado laboral también se vería afectado, con un aumento entre 0,6 pps y 0,9 % en la tasa de desempleo (entre 146 mil y 220 mil desempleados).

“Cabe resaltar que la estimación del nuevo costo es inferior al estudio realizado en abril de 2020, donde se estimaba un rango de 48 a 65 billones de pesos por un mes de cuarentena estricta”, indicó el informe.

Al respecto, el director ejecutivo de Fedesarrollo, Luis Fernando Mejía, explicó que “esto se debe a la implementación de medidas menos restrictivas a las observadas entre marzo y abril del 2020, a la no aplicación de las medidas de forma general en el territorio nacional, y a la adaptación de las empresas y los trabajadores al nuevo contexto relacionado con la pandemia del COVID-19”.

El estudoa además señaló que Bogotá, Antioquia y Valle del Cauca tendrían una participación en la reducción de la actividad económica nacional del 48,8%, 15,9% y 11%, respectivamente, equivalentes a 4,1, 1,3 y 0,9 billones de pesos en el escenario bajo.

“Esta participación estimada se encuentra por encima del aporte de estos departamentos al PIB nacional, especialmente en el caso de Bogotá, que con un 26% de participación en el PIB aporta prácticamente la mitad del costo total estimado”, agregó.

El director de Fedesarrollo precisó que “el costo final dependerá de eventuales restricciones adicionales a las tomadas hasta la fecha, de acuerdo con la evolución de la ocupación de las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI), y de la rapidez con que los flujos de actividad productiva retornen a las condiciones previas a la implementación de estas medidas”.