La semana finaliza con modesto avances en el mercado accionario global a pesar de los temores frente al aumento de la inflación (porcentajes menores) y a la incertidumbre de la espera de la reunión de la Reserva Federal esta semana.

EEUU presentó una inflación anual del 5%, siendo esta la mayor desde el año 2008, pero relacionada con factores temporales por lo que se estima una desaceleración; China también presentó un 1,3% de inflación, porcentaje inferior a las expectativas de los analistas. Por su parte, el Banco Central Europeo mantiene sus tasas de interés y su programa de compra de activos sin cambio hasta marzo del próximo año.